Juana I, reina de Castilla, llega en el año 1509 al ya desaparecido palacio real de Tordesillas, donde pasará 46 años hasta su muerte en 1555. Durante el año 2009 se cumplieron 500 años de su llegada a esta villa, un acontecimiento muy especial para Tordesillas, para los amantes de la historia y de la figura de esta reina.  Desde el 7 de marzo de 2009 al 7 de marzo de 2010 tuvieron lugar diferentes actos conmemorativos que sirvieron para recordar este importante hecho histórico.

El programa conmemorativo incluía: jornadas y congresos, espectáculos de calle, veladas musicales, teatro, ciclos de cine, juegos y deportes de la época, rutas urbanas y diferentes exposiciones, entre las que cabe destacar la Exposición “Vestuario para una Reina”.